Análisis del discurso

Doctorado en Humanidades

Descripción

La sociedad actual es compleja así como la gran diversidad discursiva que la constituye. Ante la visión fragmentaria del mundo para la explicación de los fenómenos de la realidad social y cultural se hace necesaria la búsqueda de un paradigma que rompa con los dogmatismos disciplinares y lleve hacia una visión holística del ser humano. En esta perspectiva, se observa actualmente en las ciencias un movimiento de consenso acerca del papel primordial del lenguaje en la construcción del conocimiento: se trata del reconocimiento de que nos expresamos en el marco de prácticas sociales y realizamos acciones comunicativas dotadas de sentido, en últimas, que somos sujetos discursivos. El discurso se convierte, entonces, en el punto de convergencia de las ciencias, especialmente de las sociales y humanas.

Diferentes corrientes de pensamiento han hecho posible el reconocimiento del discurso como núcleo esencial de sus estudios. Citamos, de manera necesariamente incompleta, algunas disciplinas que han hecho posible lo que se ha dado en conocer como el giro discursivo: la lingüística, la teoría de los actos de habla, la pragmática, la nueva retórica, la semiótica, la comunicología, el psicoanálisis, la historia, la antropología, entre otras. Así mismo, es preciso anotar diversas investigaciones inscritas en la estilística, la dialogía, la psicología social, la sociología, la etnografía del habla, la semántica discursiva. La construcción de este nuevo paradigma en las Ciencias del Lenguaje se proyecta no sólo en su dimensión teórica sino también metodológica, como un lugar ineludible en los estudios científicos en las ciencias sociales y humanas.

Nos encontramos actualmente ante una nueva noción de discurso que rescata los sujetos en la expresión de sus emociones, sus conocimientos y sus valoraciones, ante una dimensión de discurso donde la fusión estrecha entre las prácticas sociales y los usos del lenguaje permite el estudio del sujeto que habla (se expresa). Así pues, el análisis del discurso se presenta como un campo transdisciplinar de las ciencias sociales y humanas, a través del cual se busca dar explicación a la manera como los sujetos utilizan el lenguaje oral y escrito en prácticas sociales que configuran dimensiones culturales, sociales, cognitivas, históricas, literarias y políticas.

No podemos dejar de reconocer que son muy diversas las situaciones de uso social del lenguaje, es decir de la “puesta en escena del discurso”. Se trata de prácticas sociales y humanas en las que el sujeto relata su vida y la vida de su grupo social; crea y recrea sus relatos; evidencia y confirma sus valores y sus emociones; construye, interpreta y transmite conocimiento; comunica, informa, hechos acaecidos; imagina, evoca, inventa, prevé hechos; expresa su ideología; persuade y busca mecanismos de influencia argumentativa; prácticas sociales y humanas en las que los sujetos exponen, describen, explican y conjeturan; hablan de sí mismos y de los otros; publicitan objetos; se acusan y se defienden y, en fin, en las que los sujetos enuncian el mundo natural y social y su propia subjetividad.

Diversas son, por supuesto, las explicaciones a la manera como se construye la significación y el sentido en el discurso, y diversas las respuestas que se dan de la noción de contexto, así como son diversas las explicaciones que se dan a la construcción del sujeto, la identidad y el poder. En todos estos aspectos, inter e intra, el discurso desempeña un papel fundamental como elemento mediador del proceso de construcción de sentido. El discurso se considera entonces como la unidad de análisis en la cual se construyen las significaciones y los sentidos de los mundos ontológico, socio-cultural y subjetivo.

A través del análisis del discurso se busca hacer el estudio sistemático del discurso en su uso social, ya sea en la interacción comunicativa o como resultado de un proceso comunicativo. El análisis del discurso nos ofrece varios enfoques según la mirada que se le dé al uso de la lengua: histórico-cultural, social, cognitivo, psicosocial, entre otros, lo cual permite una mirada interdisciplinar.

El discurso no es sólo una relación entre forma y sentido, incluye una dinámica enunciativa de las relaciones de fuerza social y cultural que lo han moldeado y que a la vez le dan sentido. El análisis del discurso es una perspectiva novedosa del estudio del lenguaje en uso y a nivel investigativo permite una aproximación cualitativa a las ciencias humanas y sociales y ofrece invaluables instrumentos para abordar temas como identidad, ideología, conocimiento, análisis de estilos, retórica, argumentación, narración y la teoría de los géneros discursivos. El Análisis del Discurso responde a las demandas actuales de la investigación en diversas disciplinas pues ofrece metodologías y conceptualizaciones que permiten analizar con rigor materiales pertenecientes a varios géneros discursivos correspondientes a las diversas prácticas sociales enunciativas.

El análisis del discurso permite comprender la relación entre ideología y poder así como los cambios sociales y culturales a los que de manera vertiginosa estamos siendo expuestos. Una actitud crítica en el análisis del discurso abre la posibilidad de evidenciar el abuso del poder, la discriminación y la dominación que se construyen mediante los discursos públicos.

En esta cohorte se mostrará la importancia de ver el discurso desde una dimensión dialógica para la explicación de la manera como construimos los sentidos de los mundos natural, socio-cultural y subjetivo. Desde esta perspectiva, se hace un aporte a la construcción de un pensamiento analítico y crítico que contribuirá al desarrollo de la ciudadanía en el país.